Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2018

Cigarro caliente.

Imagen
Evitar la noche para ser fuego en el reloj. Evitar el beso que pueda darme. No poder escapar de sus brazos. Desear el cigarro caliente a la pálida tierra.  Ser pájaro eterno y no árbol seco.

Cabellos blancos bajo su manto, anhela la blanda carne. 
No deseo complacer su hambre. Se queda tumbada en la acera. 
No grita tu nombre, sabes a quién busca.

Porta raíces infinitas y es conocida por la vida.
Es esclava de un tiempo que no la mata. 
Es responsable de lo perdido, 
aunque no juega con las balas.  

No crece su sonrisa ni su hueco pecho, 
no turba el silencio.
La música venera al polvo, 
los recuerdos no desaparecen, 
ni el reloj puede volver a encenderse. 

Cautiva es su mirada,
miro y no queda nada. 


Al desnudo.

Imagen
Frente al papel en blanco no sé qué hacer con Ella.
Arranca lo que hay en la mesa y dibuja surcos sin sentido. No pienses en qué dirá, solo sigue la flecha y Ella te dirá cuando parar. Al principio es en la mesa, luego, en la calle y sin darte cuenta hasta en la cama.
El lugar no importa. Ella te tira de la chaqueta y te hace ser niño, madre, viejo, enfermo, genio, mentiroso, enamorado. Te arranca lo que llevas y te deja al desnudo. Te deshaces entre sus contornos, te ahogas entre sus párrafos, te acostumbras a lo cómodo y te abandonas al final del punto. Te acurrucas en la cama. La manta es suya y a ti te queda el Tártaro.
Pierdes las cuentas de arena. Las cenizas quedan en la arena y lo que fue vida son olvidos y promesas no cumplidas. Fueron dueños de su letra, pero no recuerdan ser propietarios de las ideas. Ella cae sobre tus hombros y te recuerda a la musa, a la lira, a la naturaleza, a la cuenca de tus ojos y a las chimeneas grises de Alemania.
Ella vive por las aceras de la Alb…